Rate this post

Caracas – Venezuela.- El régimen venezolano detuvo a Juan José Márquez, tío de Juan Guaidó quien es reconocido como del presidente encargado por más de 50 países, y le acusó de tener explosivos.

La detención se produjo el martes cuando Márquez llegó a Caracas junto a Guaidó en un vuelo procedente de Portugal, tras la gira internacional del también jefe del Parlamento venezolano.

Tras pasar los controles de inmigración agentes del Servicio Nacional Integrado de Administración Aduanera y Tributaria (Seniat) detuvieron a Márquez. Hasta ese momento no se sabía del paradero del tío de Guaidó, que tan pronto ingresó al país fue recibido por seguidores y también por afectos al chavismo que lo agredieron.

En su programa televisivo, el número dos del chavismo, Diosdado Cabello, dijo que la detención está relacionada con el trasladado de explosivos. Este jueves en la madrugada a Márquez le dictaron privativa de libertad en tribunales.

«Traía unas linternas tácticas, las cuales contenían en su interior, en el compartimiento de las baterías, sustancias químicas de naturaleza explosiva, presuntamente explosivo sintético C4”, agregó.

«Ahora ¿Qué hacemos? ¿Es el tío de ‘Juanito Alimaña’ -en referencia a Guaidó- y hay que soltarlo? No, no. Una y mil veces no, y de aquí para adelante no», aseguró Cabello.

El dirigente dijo que Márquez tenía en su poder un dispositivo de almacenamiento que detalla las operaciones que la oposición iba a realizar en Venezuela.

También comentó que el celular de Márquez “se encontraron pruebas que revelan que tenía contacto telefónico con un funcionario del Servicio Secreto de Estados Unidos de nombre Charles”.

Cabello dijo que abrirán una investigación contra la aerolínea de Portugal TAP por supuesta complicidad para el traslado de los equipos que traía Márquez.

El subsecretario interino para Asuntos del Hemisferio Occidental de Estados Unidos, Michael Kozak, exigió la liberación inmediata del tío de Guaidó y dijo en Twitter que esa acción demuestra que la dictadura está débil y desesperada.