Rate this post

Washington – Estados Unidos.- Por presunta venganza en contra del director ejecutivo de Amazon, Jeff Bezos, el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, pudo haber ejercido presión para impedir que la compañía se beneficiara con un contrato del Pentágono por 10mil millones de dólares. Por tal motivo, Amazon demandó el pasado 14 de noviembre directamente a Trump ante  el Tribunal Federal de Reclamaciones.

“Trump usó su poder para sacar a Amazon del contrato de la JEDI como parte de su altamente pública venganza personal contra el Sr. Bezos, Amazon y The Washington Post”, indicaron los abogados de Amazon Web Services (AWS).

Los abogados hicieron notar que las agresiones del presidente contra la compañía y contra el diario The Washington Post, también propiedad de Bezos, son constantes.

Pese a que todo indicaba que Amazon Web Services sería el favorecido con el contrato denominado Joint Enterprise Defense Infrastructure (JEDI) que construirá sistemas de computación en nube para el Pentágono, el mismo le  fue otorgado a Microsoft.

La decisión de otorgar el contrato a Microsoft se conoció en el mes de octubre, desde ese momento AWS inició su protesta ante tribunales, rechazando que la empresa haya sido descartada por asuntos personales.

“Trump lanzó repetidos ataques públicos y entre bastidores para alejar el contrato de AWS y perjudicar a Bezos, su enemigo político”, según los documentos de la corte.

Elissa Smith, portavoz del Departamento de Defensa, evitó hacer valoraciones al respecto, pero dijo que el proceso de toma de decisiones estaba libre de influencias externas”.