Rate this post

Mississippi – Estados Unidos.- Los efectos de las redadas masivas contra inmigrantes en Mississippi ya empiezan a sentirse. En las empresas donde fueron detenidos sus trabajadores cientos de personas hacen fila para ocupar las vacantes.

En días pasados, autoridades detuvieron a 680 inmigrantes en sus puestos de trabajo con el fin de deportarlos. Como consecuencia las empresas tienen esas plazas disponibles y necesitan llenarlas a la brevedad para continuar con su habitual desarrollo de operaciones.

Desempleados y personas que buscan mejores oportunidades hicieron cola en una feria de empleo. La mayoría busca un contrato en Koch Food, una empresa empacadora de carne, que se quedó sin parte de sus operarios en las redadas.

En Koch Food los salarios oscilan entre 9.12 y 12 dólares, muy superior al habitual en otros lugares de 7.25 dólares.

Octavius Noblin, un afroamericano criado en Mississippi, espera ser cumplir con los requisitos para llenar una vacante. Es la quinta vez que se postula para la empacadora, pero necesita un trabajo estable para ayudar a su esposa a pagar la casa que adquirieron hace cuatro meses.

“Es difícil encontrar un mejor empleo en Forest”, dijo Noblin, quien tiene un trabajo informal enel sector construcción.

Las colas al parecer continuarán, la oferta de empleo aumentó y la gente quiere mejorar sus condiciones.