Rate this post

Managua – Nicaragua.- Estados Unidos sancionó a tres altos funcionarios del gobierno de Nicaragua por su presunta participación en violación de derechos humanos, corrupción y fraude electoral, por lo que serán bloqueados sus bienes.

La medida de la Administración de Donald Trump busca presionar al régimen de Daniel Ortega para que se concrete un “retorno a la democracia” en el país centroamericano.

«Estados Unidos apoya al pueblo nicaragüense en sus llamados a un retorno a la democracia, a través de elecciones anticipadas, libres y transparentes», dijo el subsecretario del Tesoro, Justin Muzinich, al anunciar las sanciones.

Los sancionados son el subdirector de la Policía Nacional, Ramón Avellán Medal; el presidente interino del Consejo Supremo Electoral (CSE), Lumberto Campbell Hooker; y el director del Instituto Nicaragüense de Seguridad Social (INSS), Roberto López, dijo el Departamento del Tesoro en un comunicado.

Entre las medidas anunciadas por el Tesoro se encuentras el bloqueo de los bienes y activos que los sancionados tengan en territorio estadounidense, así como la prohibición transacciones con estas personas que involucren a individuos y entidades del país norteamericano.

Ortega en el poder de 2007 ha sido acusado de violar los derechos humanos en 2018 durante las masivas protestas que pedían salida de la presidencia y en las que al menos 300 personas perdieron la vida, cientos fueron encarcelados y miles exiliados.