Rate this post

Ginebra – Suiza.- Más de 500 migrantes han muerto en lo que va de año en América, según registros de la Organización Internacional para las Migraciones de la ONU.

La cantidad de decesos supone un aumento de 33% con respecto a 2018. La variación está impulsada por Venezuela, país que ha tenido el mayor éxodo de su historia en los últimos años.

Los decesos de migrantes están contabilizados hasta el 14 de agosto, período en el que ocurrieron exactamente 514, de los cuales 89 son venezolanos, la nacionalidad con mayor cantidad de muertes en esta lista. Durante el mismo lapso del año pasado hubo 384 fallecimientos.

El reporte indica que en la frontera entre Estados Unidos y México los decesos no han aumentado con respecto a los últimos seis años. El promedio es de una muerte diaria.

La principal causa de fallecimiento es el ahogamiento (259) debido a naufragios o cruces infructuosos de ríos.

La Organización Internacional para las Migraciones registró 65 decesos por accidentes en autopistas, y 20 por otros motivos como deshidratación y enfermedad.

Las muertes no incluyen las ocurridas en centros de reclusión de México (3) y Estados Unidos (8).