Rate this post

Nueva York – Estados Unidos.- Una amenaza en contra de todos los indocumentados se ha activado en al menos 10 ciudades importantes de los Estados Unidos, pues según información suministrada por funcionarios de Seguridad Nacional, este domingo podrían iniciar las redadas, llevándose a cabo una importante operación de la que afinan los últimos detalles.

La operación que entrará en marcha y es respaldada 100% por el presidente Donald Trump, debía arrancar días atrás, pero debido al rechazo de algunos funcionarios de la agencia de migración se retrasó.

Las redadas que realizarán funcionarios de Inmigración y Control de Aduanas, incluirán deportaciones “colaterales”, en el procedimiento se podrían llegar a detener a inmigrantes que se encuentren en la escena, a pesar de no ser el objetivo.

En la manera de lo posible y según el espacio, los miembros de la familia que sean arrestados juntos serán recluidos en centros de detención familiar en Texas y Pennsylvania, cuando el espacio se encuentre a tope los detenidos comenzarán a ser privados de su libertad en habitaciones de hotel hasta que se puedan preparar sus documentos de viaje. El objetivo de ICE es deportar a las familias lo más rápido posible.

Las redadas tienen como objetivo atacar directamente a más de 2,000 inmigrantes con orden de deportación.

La amenaza de deportación ha sacudido a las comunidades de inmigrantes en todo el país, generando una reacción violenta por parte de los políticos locales  y los funcionarios de la policía, en el Departamento de Seguridad Nacional arrojó una fuerte división.

Funcionarios bajo anonimato aseguraron que con la operación, la administración de Trump desea demostrar fuerza para disuadir a las familias de acercarse a la frontera de Estados Unidos con México.