Rate this post

Ciudad Juárez – México. – Diversos inmigrantes han denunciado que fueron devueltos a México sin que las autoridades estadounidenses le devuelvan sus documentos de identificación, tal es el caso de Virginia, una joven de Guatemala de 18 años que está buscando asilo en Estados Unidos, su único documento de identidad era una partida de nacimiento. Después de hacer la travesía fue devuelta a México, y espera en un albergue de la frontera la decisión sobre su caso, sin embargo, los funcionarios estadounidenses ante los que se presentó inicialmente se negaron a devolverle su documento.

 

Al respecto, funcionarios de Ciudad Juárez en México y abogados migratorios han indicado que existen una gran cantidad de buscadores de asilo que se encuentran en la misma situación y sin identificación tras haber sido decomisada por funcionarios en Estados Unidos antes de devolverlos a México, lo cual dificulta considerablemente las posibilidades de que estas personas encuentren un trabajo en México, reciba remesa de sus familias o vuelvan a su lugar de origen.

 

Un funcionario de Seguridad Nacional de EE.UU., que declaró bajo anonimato aseguró que “la política federal desde 2015 es devolver sus bienes a los migrantes al ser liberados de custodia, salvo por documentos considerados fraudulentos o alterados”, sin embargo, no aclaró si la mencionada política se sigue de forma consistente.

 

Por su parte el excomisionado de Aduanas y Protección Fronteriza de Estados Unidos al momento de haberse creado estos estándares, Gil Kerlikowske, informó que “el gran volumen de casos actual podría explicar un alejamiento de la política… Yo creí que habíamos resuelto ese problema… pero entiendo el enorme número de personas con las que están lidiando”.

 

En Estados Unidos, las reglas del llamado Protocolos de Protección al Migrante (MPP) obliga a los migrantes a esperar al sur de la frontera mientras sus casos se resuelven, razón por la que desde marzo han sido enviadas a Ciudad Juárez unas 3,400 personas bajo estas reglas.

 

Un funcionario de Ciudad Juárez que trabaja directamente con migrantes, declaró bajo anonimato que “la mayoría de quienes ha visto han sido enviados de vuelta a México sin sus identificaciones. Algunas personas los pierden, pero otros se han quejado de que les fueron retenidos en Estados Unidos”, reseñó Reuters.