Madrid.- Real Madrid le dio un duro golpe al Barcelona en la final de la Supercopa de España al vencerlo por 2 a 0 (5 a 1 en el global) y se quedó con el segundo trofeo del año. Antes, los dirigidos por Zinedine Zidane se habían quedado con la Supercopa de Europa tras superar al Manchester United.

El primer gol llegó a los 3 minutos, luego de un lateral en ataque del elenco blanco que encontró mal parado al Barcelona. Marco Asensio recibió el balón, se acomodó y sacó un zurdazo letal que dejó inmóvil al arquero Ter Stegen y estampó así el 1 a 0.

La siguiente media hora fue un monólogo del equipo de Zidane que pudo haber ampliado el marcador con un remate de Lucas Vázquez que terminó en el poste. El segundo gol, entre aplausos de la grada y lujos en el campo, llegó gracias a Karim Benzema de bolea, a los 39 minutos.

Desconcertado y sin reacción, el conjunto de Ernesto Valverde deambuló por el césped los siguientes minutos hasta el pitazo que marcó el final del primer tiempo.