Rate this post

Madrid – España.- El tenor español, Plácido Domingo, se reencontró con los escenarios de su país la noche de este lunes. El cantante, acusado de abuso sexual por una veintena de mujeres, se presentó en el Palau de les Arts de Valencia, gracias a la ópera “Nabucco”, en la que encarna al rey homónimo.

 

Al final de la función, Domingo y el resto del elecno recibieron una ovación de pie. Además de reconocer el trabajo del cantante ibérico, la audiencia premió, con palmas, la actuación de la soprano Anna Pirozzi, quien interpretó el papel de Abigaille.

 

Aprovechando su presencia en tierras valencianas, el solista ha aprovechado sus encuentros con la prensa para limpiar su imagen. En entrevistas a los diarios “ABC” y “El Confidencial, Plácido Domingo dejó claro que nunca llegó a actuar “de manera agresiva, acosadora y vulgar”. Además, añadió que siempre “he sido galante, pero siempre en los límites de la caballerosidad”.