Rate this post

Washington.- El presidente de EE.UU., Donald Trump, se jactó este lunes de que su Administración está “moviéndose rápidamente” para reforzar la seguridad en las escuelas pero denunció la falta de apoyo, “por decirlo suavemente”, que está recibiendo por parte de la clase política de Washington “en este asunto”.

“Enormes mejoras y refuerzos en el sistema de verificación de antecedentes, que será respaldado completamente por la Casa Blanca (…). Las cosas están moviéndose rápidamente en este asunto, pero no existe mucho apoyo político (por decirlo suavemente)”, escribió Trump este lunes en su cuenta personal Twitter.

Asimismo, a pesar de lo expresado por el propio mandatario a lo largo de las últimas semanas, Trump incidió hoy en que “antes de actuar” en relación con la edad legal para tener armas habrá que estudiar la cuestión.

Estos mensajes coinciden con el plan desvelado este domingo por la Casa Blanca con el propósito de evitar futuros tiroteos en los centros educativos, el cual incluye el entrenamiento de profesores y la mejora del sistema de antecedentes penales, pero elude prohibir la compra de determinadas armas hasta los 21 años.

El Gobierno está defendiendo estas medidas después del último tiroteo masivo en una escuela estadounidense, ocurrido en Parkland (Florida) en febrero y que dejó 17 personas muertas, y cuyo autor fue el joven Nikolas Cruz, de 18 años.