Rate this post

ATLANTA — Los propietarios de la NFL concedieron aprobación temporal este martes a una propuesta para hacer más asegura a la patada de salida. La nueva regla entrará en vigor para la campaña del 2018 pero será evaluada en la primavera próxima con base en número de lesiones y otros factores.

La NFL aprobó de manera acelerada la regla luego de que información médica demostrara que las conmociones fueron cinco veces más comunes en patadas de salida durante el 2017 que en otras jugadas. Un grupo de nueve coaches de equipos especiales se encargó del grueso del plan a inicios de este mes. Aunque no lucirá muy diferente para muchos fanáticos, el nuevo formato tiene como intención reducir el número de colisiones a alta velocidad en la jugada.

Los principales cambios incluyen:

  • La eliminación de inicios en movimiento para la cobertura de la patada de salida;
  • Un requerimiento de que ocho de los 11 hombres en el equipo que devuelve deben estar alineados en la “zona de preparación”, dentro de las 15 yardas del ovoide;
  • No bloqueos dentro de la “zona de preparación” hasta que el ovoide sea tocado o golpee el sueño;
  • La eliminación de cuñas de bloqueo de dos hombres;
  • El equipo que patea debe tener cinco hombres alineados a cada lado del ovoide, una movida que limitará esquemas diseñados para liberar a jugadores cuando corren campo abajo.

La NFL también reveló vía redes sociales más detalles sobre la nueva patada de salida.

Patadas de salida
Conmociones en patadas de salida de hecho disminuyeron un 20 por ciento del 2016 al 2017, pero la liga se movió para ocuparse del tema en el receso de temporada. Por ese motivo, no es claro cuánto deben reducirse los números de conmociones para asegurar una segunda campaña bajo esta regla.

Si los números no mejoran a satisfacción de la liga, habrá cambios más dramáticos –incluyendo la eliminación de los kickoffs– a debate en la mesa para 2019.

Reunidos para las juntas de primavera, los dueños también aprobaron formalmente una expansión a la regla de revisiones vía repetición en video para incluir todas las expulsiones. Se trata de la pieza final a la regla, aprobada en marzo, que penalizará y posiblemente echará a jugadores de los partidos si inician contacto contra sus oponentes con el casco.

A futuro, todas las expulsiones serán revisadas para confirmar que fueron resultado de actos flagrantes.

La expansión representa un cambio filosófico en la estrategia de la liga a la revisión por repetición. Históricamente, la liga ha limitado el número de jugadas revisables a llamadas objetivas: ya sea que un jugador se encuentre dentro del terreno, por ejemplo, o si hizo contactocon el suelo antes de perder un balón suelto. Revisar expulsiones requiere un juicio respecto a si el acto fue, de hecho, flagrante, por definición una decisión subjetiva. Pero el comité de competencia de la liga, así como los propietarios, no creen que las expulsiones por la nueva regla de contacto con el casco serán justas sin la oportunidad de ser revisadas.