Por: Karen Janett Carranza J/LatInformatiion/

WASHINGTON, D.C.- A través del juego en espacios al aire libre, familias latinas de los estados de Arizona, California, Colorado, Florida, Nevada y Texas protestaron frente a la Cámara Alta del Parlamento, por la falta de compromiso de sus representantes y de la Administración Trump para combatir el Cambio Climático y mantener las políticas de protección al aire y agua limpios en el país. Organizado por la asociación ‘Moms Clean Air Force’, el evento ‘Juega por el Clima’ se llevó a cabo por cuarto año consecutivo y tuvo como finalidad hacer patente a los congresistas la preocupación que las madres y padres de los niños de los Estados Unidos tienen por temas como el Cambio Climático y la Calidad del Aire.

Asimismo, durante esta jornada se reunieron más de 500 personas de otros 40 Estados del país en Washington, D.C., incluyendo a líderes de asociaciones promotoras de la protección del ambiente y el clima entre las que se destaca la organización nacional Mi Familia Vota.

Ben Monterroso, Presidente Ejecutivo de Mi Familia Vota, dijo que para la organización que representa, los temas de cambio climático, del agua y la mejoría del planeta, son importantes y aseguró que su postura debe ser escuchada.

“Mucha de nuestra comunidad vive en los lugares y ciudades más contaminados. Nuestra comunidad es la que trabaja afuera, construye los puentes, construye las casas, son los que cultivan las frutas y vegetales, así que el medio ambiente es algo muy querido para nosotros”.

Por otro lado, Vanessa Hauc, conductora del noticiero nacional de Telemundo, quien también se unió a esta causa dijo en su discurso:

“Estoy muy emocionada de ver que solo ahora ‘Moms for Clean Air’ es fuerte con un millón de miembros. Esto es definitivamente algo para celebrar a esta gran organización. Pero estoy aquí porque soy una madre, y como todos ustedes, quiero lo mejor para mis hijos. Quiero que crezcan en un planeta saludable y hermoso, quiero sean lo que sea que quieran ser, que alcancen su mayor potencial sin tener que preocuparse de las consecuencias de nuestro clima cambiante. Estoy muy feliz de ser parte de este equipo porque realmente creo que no hay nada más fuerte que el amor de la madre por sus hijos. Y verlos a todos aquí, me llena con la esperanza de que realmente podemos hacer la diferencia, que realmente podemos crear el cambio, que realmente podemos tener un impacto y que nosotros realmente podemos resolver la crisis climática.”

Posteriormente, Ernesto Vargas, del programa Chispa, de la Liga de votantes por la conservación declaró que están trabajando con la comunidad latina en Nevada para promover la adquisición de autobuses escolares eléctricos para las escuelas públicas y destacó que:

“Ahora vimos la propuesta del grupo republicano sobre el presupuesto y estamos muy preocupados porque ellos están recortando dinero a la EPA por casi medio billón de dólares… eso significa que va a haber menos oportunidad de poder trabajar para asegurar protecciones de agua, de aire, de algunos de los parques nacionales, tierras públicas que hasta ahora hemos podido disfrutar o que hemos venido logrando con mucho trabajo, proteger”.

Las madres latinas, pertenecientes a Mi Familia Vota, que asistieron a la protesta, también expresaron su sentir respecto a su participación en el movimiento, en el que en general todas coincidieron que están convencidas que se debe poner atención a los temas de cambio climático, aire y agua limpios. También sostuvieron que se debe hacer presión a los representantes para que tomen acción en la defensa del ambiente, para que protejan la salud de los niños del país.

Graciela Pacheco, de Phoenix, Arizona dijo al respecto:

“Les voy a pedir que tomen acción en el cambio climático, que no recorten el presupuesto para cuidar el medio ambiente, ya que el medio ambiente y la salud deberían ser prioridad ya que esto afecta nos a todos… le diría a las familias que se acerquen a sus representantes y que les digan que les exijan que tomen medidas y que tenemos que hacer cambios, es algo que nos afecta a todos, ellos como familia tienen que poner su granito de arena”.

Ivonne Meneses, de Las Vegas, Nevada, manifestó:

“Yo estoy aquí porque me he unido a esta causa porque mi hijo está afectado y no nada más él, sino parte de mi familia también se ha afectado por el cambio climático, mi hijo es asmático… le han dado muchos ataques muy severos por el mal clima por la contaminación que hay en las vegas en estos momentos”.

Los hijos de Deyanira Martínez, que formaron parte de este movimiento, también hicieron escuchar su voz:

“Me gusta el aire limpio y al agua fresca. Y esperaba que fuera así toda la temporada (de verano), me habría gustado que así fuera durante toda la temporada. Y nunca tener aire malo, ni agua sucia, ni basura por todas partes”, expresó el más pequeño de ellos.

Por su parte, la hija mayor de Deyanira expresó:

“Mi familia y yo amamos ir a acampar, hacer actividades al aire libre, ir a la playa. Pero recientemente vamos a la playa y está llena de petróleo, así que no entramos al agua, vamos a sitios para acampar y están destruidos, llenos de químicos. No podemos entrar al agua, estamos siempre llenos de miedo, así que ya no podemos disfrutar más de la naturaleza. ¡No es gracioso!”.

De acuerdo con una encuesta publicada recientemente por ‘Moms Clean Air Force’ 87% de las mujeres latinas en el país cree que son insuficientes las acciones de protección del aire y el agua, por lo que este tipo de manifestaciones toma importancia aunado a la problemática real que vive el país en temas de contaminación.