Rate this post

California – EE.UU.- En libertad bajo fianza de un millón de dólares quedó la actriz Lori Loughlin, conocida por su participación en la serie de televisión “Full House”, quien se encuentra acusada de participar en una red de sobornos millonarios con el objetivo de lograr que sus hijas accedieran a prestigiosas universidades en Estados Unidos.

 

El juez federal Steve Kim, impuso la fianza a Loughlin tras una comparecencia de la actriz, que se había entregado esta mañana a las autoridades, en un tribunal de Los Ángeles, California. Una nueva audiencia fue programada por Kim para el próximo día 29, en un tribunal de Boston Massachusetts, donde se investiga el caso.

 

La red de sobornos millonarios que implica a medio centenar de personas, incluidas familiares, responsables de las universidades, supervisores de exámenes y entrenadores, fue develada el pasado martes por el Departamento de Justicia de EE.UU.

 

Del total de imputados, 33 son padres y madres pudientes, que pagaron en total 25 millones de dólares para que sus hijos accedieran a prestigiosas universidades como Yale, Georgetown o Stanford.

 

A juicio del fiscal federal para Massachusetts, Andrew Lelling, este caso se trata “del mayor fraude de admisión universitaria jamás perseguido por el Departamento de Justicia… Estos padres representan un catálogo de riqueza y privilegio. Incluyen por ejemplo consejeros delegados de empresas públicas y privadas, exitosos inversores financieros e inmobiliarios, dos actrices muy conocidas y un famoso diseñador de moda”, explicó.