Rate this post

Londres – Reino Unido.- La actriz británica, Maisie Williams, reveló a “Entertainment Weekly” que pensó que los escritores de “Games of Thrones” le habían hecho una broma, cuando leyó, por primera vez, la escena en la que su personaje, Arya Stark, pierde la virginidad con su viejo amigo, Robert Baratheon.

 

“Al principio pensé que era una broma. Yo estaba como: ‘ya, esta sí que es buena’”, aseguró la artista londinense. Sin embargo, se convenció de lo contrario cuando llegó el momento de leer el guión en grupo. “Llegué a la lectura y pensé: ‘oh, realmente vamos a hacer esto”, confesó Williams.

 

La actriz hizo saber que jamás se hubiese enterado de la escena de manera anticipada, de no ser por su colega y amiga, Sophie Turner, quien interpreta a su hermana Sansa en la ficción. Fue ella quien le llamó y le dijo “hagas lo que hagas, debes saltar a este episodio, esta escena primero”.