Rate this post

En un autobús turístico de la línea Ecobus, las autoridades encontraron 8 granadas calibre .40, escondidas en una caja de cartón con alimentos y trasladadas en el área de equipaje.

Esto ocurrió en el retén ubicado en el Puente Tonalá de la carretera Coatzacoalcos-Villahermosa, a la altura del kilómetro 42, donde elementos del Ejército y de Policía Federal detuvieron el autobús que se dirigía a la ciudad de Tampico.

Al bajar a los pasajeros para una revisión de rutina y pasar el equipaje y las pertenencias por el aparato de Rayos X, en una caja de cartón detectaron que había bultos extraños cubiertos con bolsas de leche en polvo.

Las granadas iban escondidas en una caja con alimentos.

Las granadas iban escondidas en una caja con alimentos.

Las autoridades interrogaron y detectaron a los dos propietarios de la caja, quienes aceptaron su responsabilidad y fueron trasladados a las instalaciones de la Procuraduría General de República en la ciudad de Cárdenas. El camión de pasajeros también quedó a disposición de las autoridades.